Interior
Dime con quién andas y te diré quién eres

Carlos Koopmann: el diputado que busca ser intendente de Zapala con plata negra

  • La sociedad que Carlos Koopmann tiene junto a Alma Sapag. (Foto: NOVA)
    Foto 1 de 7
  • Carlos Koopmann y el humilde sueldo en la Legislatura provincial. (Foto: NOVA)
    Foto 2 de 7
  • Carlos Koopmann declaró que gana un millón de pesos y que paga como trabajador autónomo la jubilación de él hasta 15 mil pesos. (Foto: NOVA)
    Foto 3 de 7
  • Carlos Koopmann gasta más en tarjetas de crédito que lo que gana como legislador. (Foto: NOVA)
    Foto 4 de 7
  • La sociedad de Carlos Koopmann dada de baja por no pagar la ART. (Foto: NOVA)
    Foto 5 de 7
  • La sociedad de Carlos Koopmann y el vínculo con Federación Patronal, que le rescindió el contrato por no pagar. (Foto: NOVA)
    Foto 6 de 7
  • La sociedad de Carlos Koopmann cuenta con una estrecha relación tormentosa de 30 años con la provincia del Neuquén. (Foto: NOVA)
    Foto 7 de 7

El presente del actual legislador neuquino, Carlos Koopmann, y candidato a intendente de la localidad de Zapala, se ve envuelto en un mar de turbiedades con sociedades vinculados al Estado provincial, y a figuras de renombre como el apellido Sapag.

Carlos Koopmann, uno de los referentes del Movimiento Popular Neuquino, tiene dos autos, dos Ford Focus, uno 2004 y otro 2011 Full. Cuenta con un módico sueldo de 205 mil pesos y tiene un consumo de tarjeta de crédito de 232 mil pesos en el Banco de Neuquén. O sea, gasta más de lo que gana.

Además, posee un monotributo Categoría 1, que dice que gana un millón de pesos por mes, y que paga como trabajador autónomo la jubilación de él hasta 15 mil pesos.

En ese sentido, no registra facturación en el último balance, ya sea por no ejercer la actividad o porque directamente porque evade y no tiene empleados. En la Superintendencia de Riesgos del Trabajo, por cesación de pago, le dieron de baja las ART.

$ociedade$

Integra una sociedad que se llama Zona Franca Zapala, justamente en conjunto con Alma Liliana Sapag, nombre reconocido en Neuquén. Se dedica a la gestión de depósitos fiscales, contenedores, y demás.

En el balance anual, tanto en el ingreso y egreso es cero. Tienen dos empleados, a los cuales se desconoce cómo hacen para pagarle el sueldo. Fueron dados de baja de la aseguradora Federación Patronal por falta de pago y no tienen movimientos bancarios.

Lo llamativo de todo esto es que la provincia, principalmente desde el Ministerio de Producción, le dieron una concesión de 30 años para operar.

De esta manera, queda demostrada la connivencia que existe entre el gobierno de la provincia y los legisladores para generar acuerdos. Se presume que existe un gran lavado de dinero a través de estas decisiones, por lo que el señor Koopman, se llena los bolsillos para realizar su campaña a jefe comunal de Zapala.

Lectores: 959

Envianos tu comentario